Escrito 102.- Prueba

19 07 2011

Entre la turbamulta de situaciones enrevesadas y agobiantes de mi sueño, sólo recordaba la última en la que estaba justo antes de despertar; una dirigente política que fue famosa hace unos años, joven, pero ya retirada, participaba en un acto, mientras que los que la contemplábamos hablábamos de ella; alguien dijo: “Sí, ella vivía en Zumaia, donde fundó y dirigió el partido sus maridos”. Así lo dijimos, o lo dijeron, en plural y singular a un tiempo, lo cual me hizo pensar un momento en la equivocación –quizás eso fue lo que me despertó-.

Finalmente encontré la solución: no era equivocación, seguramente habían sido dos maridos (posiblemente dirigidos por ella misma) los que habían fundado, en primer lugar, y luego dirigido (cada uno durante un tiempo) el partido en esa localidad. Pero lo que me parece realmente interesante es esa “prueba” que mi mente en sueños parece ponerse a sí misma (al fin y al cabo mi mente es la que lo sueña y mi misma mente es la que descifra): una especie de trabalenguas que yo mismo tengo que averiguar. ¿Qué hace consigo misma mi mente, entrena? ¿Sabe la solución cuando dibuja o ambienta la situación que más tarde se preocupa de descifrar?

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: